Netflix, pochoclos y otros placeres

mayo 25th, 2017 | por laopiniondiaria
Netflix, pochoclos y otros placeres
Opiniones
0

(Por Franco Mondadori para La Opinión Diaria y Circus 104.9)

El humano promedio, tarda poco y nada en desarrollar síntomas de dependencia hacia distintas sustancias, se podría decir que el periodo de adicción latente de aquellos cortos placeres calan en lo mas profundo de una cabeza, encontrándose así, un lugar en nuestras vidas. En particular, soy preso de una. Una que ataca directamente a mi agenda, aquella que intenta sacar y exprimir cada minuto libre. Soy un loco por las series, desarrollè adicción a los pochoclos. He visto más veces de las que me gusta admitir, un cartel que reza: “¿Todavía estás mirando (inserte aquí su serie de turno)?”
Por todo esto, me considero conocedor de dicha plataforma, y aquellos problemas que suele arrastrar. Te traemos 5 escenarios donde seguramente te encontraste.

1- Parásito: Tu amigo aún no estrenó su tarjeta, pero vos ya tenes planes para ella. Casi como quien no quiere la cosa ( pero en el fondo sabes bien lo que buscas ), lanzas el «Che! y si vamos a medias con una cuentita?»

2- Hibernación total: Llegan los meses frescos, y vos ya te vas eligiendo una serie (o dos, dependiendo la cantidad de temporadas)

3- Autoreflexión y recaída: Por lo general llega al terminar una temporada, serie, o la tercer película. Suele llegar como pensamiento recurrente. «Debería estar trabajando/estudiando». Dura, aproximadamente hasta que la plataforma empieza a reproducir el siguiente capitulo.
Agregaré que en esta tercer etapa, también se alcanza un vacío existencial. Aquel que llega justo después de la autoreflexión (o nuevamente tras la tercer pelicula o maratón. Puede pasar también en finales muy abiertos).

4- Negociación: Posterior a la numero 3, llega con relativa rapidez. En este punto empezas a hacer los cálculos. « AL capitulo le quedan 30 minutos, el bondi pasa en 40. SI lo miro mientras me alisto, llego justito.» Esta etapa está bien caracterizada por un aumento en el bello corporal, y apariencia de vagabundo.

5- Liberación: Esos periodos donde ya no hay una serie que te llame la atención, te alcanzaron las responsabilidades y ni miras los aparatos electrónicos por las dudas. Esta etapa suele extenderse un par de meses, aproximadamente hasta la integración de más temporadas u otras películas de interés.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *